Círculos de incomodidad.

Esta vez me puse un poco creativo en la cocina para retarme a salir de zonas de confort y quise estimular un poco mi mente trabajando los colores y las composiciones en platos de comida. Una vez un amigo chef fue a mi casa y preparo unos platillos deliciosos, que no solo atraparon mi paladar, sino que impresionaron mi vista por su presentación y simplicidad en los ingredientes. Desde aquella increíble experiencia, procuro que mis platos sean y se vean creativamente saludables.

Cuando voy al supermercado, llevo una lista de las cosas que necesito de primera mano, pero también llevo los ojos muy abiertos por si veo cosas que me parezcan raras o llamativas que se puedan comer. De ahí que me gusta preparar quinoa con vegetales, plátano maduro, pasitas y nueces, o tal vez pollo asado con brócoli y un árbol de tomatines, pero mi favorito es manzanas asadas con miel de abeja en wraps de tortilla integral junto a un café.

Lo divertido de experimentar es que mantienes viva la creatividad, porque no te enfrentas solo a una hoja en blanco, sino a diferentes situaciones de las cuales puedes sacar partida para tus próximos trabajos. Estas experiencias, también son parte del proceso creativo.

~Home made~ Hoy estoy usando plátanos directamente del huerto de mi papá en Chiriquí. #organico #comersano #hechoencasa

A post shared by Illustrator & Graphic Designer (@jose.jimenezvega) on

En otros momentos he escrito poemas, pero no solamente frases cuya palabra final rima, sino detenidas elaboraciones con métrica muy bien calculada. Me rompía un poco la cabeza dándome cuenta que mi vocabulario de sinónimos estaba muy reducido, pero al final lograba completar los cuartetos que quería. Hoy solo me rio de ellos, pero recuerdo que fue interesante el proceso por el cual pase para llegar a un resultado.

Otras veces suelo tomar mi vieja guitarra y trato de componer canciones. Si me escuchara mi amigo Jaime Tamayo, excelente músico a quien aprecio mucho y quien me enseño a tocar un poco, tal vez se retorcería por mi desafinados acordes, pero al menos admiraría mi atrevimiento por componer canciones que nunca pensé que podría escribir, tocar con la guitarra y hasta grabar con algunos efectos! Advierto que la guitarra puede sonar como una cajeta, pero el punto aquí es atreverse a hacer algo distinto.

Todavía hay tantas cosas que quisiera hacer, como escultura, danza, teatro, tirarme de paracaídas o nadar junto a una ballena. No sé si logre hacerlas todas, pero lo que sí sé es que iré por ellas.

Los quiero invitar entonces, a que se atrevan a hacer esas cosas con las que siempre fantasean, pero no se atreven a hacer porque se les estropearía el traje. A mi me tomó 6 años (tiempo en el que trabaje para un banco) darme cuenta que arreglarme bien la corbata todos los días, no era lo que me haría feliz.

Con qué cosas se les entretiene la mirada y los hace sonreír como tontos? No creen que es tiempo de ser felices y hacer esas tonterías realidad?

Ahoy!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s